Galletas con mermelada: Crujientes y sabrosas ¡Hay que probar!.

galletas con mermelada

Un placer culpable son estas galletas con mermelada caseras muy fáciles de preparar con esta receta ya probada.

Son una delicia para grandes y chicos. Se pueden comer a toda hora y se acompañan muy bien, por ejemplo, con una taza de té por la tarde o un café a media mañana.

Prepare esta  rápida receta para agasajar a familiares y amigos.

Tienen un solo problema, siempre faltarán porque se terminan rápidamente; en consecuencia, conviene elaborar una buena cantidad para así poder repetir su degustación.

Ingredientes de las galletas con mermelada

½ taza de mermelada , del sabor que guste.

120 gramos de mantequilla o margarina si prefiere.

1 taza de azúcar flor o el equivalente en endulzante.

1 huevo.

2 tazas de harina con polvos de hornear de su marca preferida.

Cómo hacer galletas con mermelada caseras

En un bol mezcle la margarina con el azúcar flor hasta que estén suaves.

Después, incorpore a esta mezcla el huevo batido previamente, la vainilla y la harina con polvos de hornear.

Mezcle con sus manos hasta obtener una masa homogénea y fácil de trabajar.

Ponga la masa para que repose por espacio de media hora al refrigerador o nevera. Idealmente envuelta en un film plástico.

Posteriormente, en una superficie lisa y enharinada previamente, trabaje la masa y estírela con el uslero.

Para facilitar, puede colocarla entre dos trozos de film plástico.

La masa tiene que quedar de 5 milímetros de espesor, aproximadamente.

Obviamente si usa film debe retirarlos.

Corte con un molde o un vaso círculos de 6 centímetros y las ubica en una superficie enharinada para que no se peguen.

En seguida, a la mitad de ellas hágales un círculo pequeño en el centro, para lo cual puede usar una copita de licor o chat.

Engrase la lata del horno y coloque las que no están perforadas abajo y luego se tapan con las que tienen el recorte por el centro.

Cuidadosamente, llene el centro con la mermelada seleccionada con ayuda de una cucharita o manga de repostería.

A modo de sugerencia, puede usar una mermelada casera porque el contenido es más concentrado y no permite que escurra como lo hace una más líquida.

Finalmente, hornee a fuego medio por 15 minutos, aproximadamente, teniendo en cuenta que hay que vigilar para que no se quemen. Luego, dejar enfriar.

Retírelas del horno y especialmente deje enfriar antes de servir acompañada de una taza de té o un buen chocolate casero.

Como conselo le sugerimos probar la receta de las galletas de crema , que por su delicada textura son un gran complemento para agasajar invitados.

 

 

 

 

Una respuesta a “Galletas con mermelada: Crujientes y sabrosas ¡Hay que probar!.”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *